Hace un par de semanas comenzó a regir la ley No Chat, normativa que busca sancionar como “infracción gravísima” el usar celular mientras se está frente al volante. Las multas van desde sanciones económicas como el pago de 1,5 o 3 UTM (entre 79.263 y 158.526 pesos aproximadamente), hasta la suspensión de la licencia de conducir por un periodo de 5 a 45 días, aumentando de 45 a 90 días en caso de reincidencia, es decir, dos infracciones gravísimas dentro de los últimos 12 meses.

Si bien los celulares son cada vez más inteligentes e intuitivos, su uso mientras se maneja puede ser fatal, es por eso que los fabricantes de automóviles han desarrollado diferentes gadgets para evitar la distracción y hacer más práctica la conducción, entre ellas las pantallas touch con conexión a Apple Carplay y Android Auto, accesos que facilitan el control de aplicaciones esenciales como mapas de localización.

Apple Carplay
Para algunos un asistente indispensable al momento de moverse dentro y fuera de la ciudad, solo debes conectar tu iPhone a través de Bluetooth o cable USB al vehículo para comenzar a disfrutar de una proyección de tu teléfono en la pantalla del auto. Gracias a Carplay  puedes obtener instrucciones de manejo, escuchar música y otros audios, hacer y recibir llamadas telefónicas, escuchar y responder mensajes de texto. Incluso, puedes realizar la mayoría de estas tareas hablando con Siri directamente, en lugar de jugar con los controles de la pantalla táctil que apartan la vista del camino.

Android Auto
Por su parte, Android Auto es el equivalente desarrollado por Google para aquellos teléfonos que trabajan con la interfaz de Android. Al igual que su equivalente para iPhone, esta aplicación busca hacer de la conducción, en tiempos de la hiperconexión, más segura. Android Auto proyecta en la pantalla del vehículo las aplicaciones necesarias para conducir y evitar al máximo las distracciones, permitiendo ver llamadas, mapas, música, entre otras aplicaciones.

Una de las mejores características de Android Auto es su sistema de navegación con Google Maps, el cual proporciona instrucciones paso a paso y hasta encuentra automáticamente una ruta alternativa si detecta tráfico intenso. A todo esto, se le suma el comando por voz para no despegar nunca las manos del volante. Por otra parte, al momento de usar Google Maps, disponible en ambas tiendas de aplicaciones, automáticamente se van guardando las direcciones más frecuentadas para ahorrar tiempo en la escritura del destino final y así en un par de toques configurar la ruta.

Un beneficio que tienen ambas aplicaciones es el uso de los asistentes de voz, ya sea “Oye Siri” o “Hey Google”, ambas interfaces permiten comandar las aplicaciones sin necesidad de quitar las manos, y ni mover la vista, de la conducción.

“Lo cierto es que vivimos hiperconectados pero debemos distinguir cuando es adecuado desconectarse. Si bien los teléfonos son inteligentes e intuitivos, no podemos distraernos en sus pequeñas pantallas cuando vamos al volante” comenta Christian Scheel, Product & Sales Manager de SAIC Motor, propietario y fabricante de MG Motor. “En el desarrollo de nuestro vehículos nos hemos preocupado de incluir pantallas de buen tamaño para que los conductores puedan ver claramente el mapa y las aplicaciones esenciales sin tener que quitar sus manos del volante” finaliza.

El fabricante actualmente comercializa todo su portafolio con este tipo de tecnología, ya sea desde un sedán como el MG5, hasta su gama de SUV con el MG ZX y el MG HS, estos últimos caracterizados además por techos panorámicos e implacable estética de la carrocería.