• Nuevo concepto, diseño y nivel de seguridad redefinen la electrificación de Volvo para el futuro.

Para Volvo Cars, la electrificación es más que un simple cambio en la potencia del vehículo. Representa un nuevo paradigma en el diseño de automóviles y por eso, Volvo Concept Recharge, se transforma en un manifiesto de marca para la próxima generación de autos Volvo 100% eléctricos.

“Nuestro prototipo Concept Recharge es un manifiesto para el futuro totalmente eléctrico de Volvo Cars, y además, es un nuevo tipo de vehículo”, dijo Robin Page, jefe de Diseño de Volvo Cars. “Este concept car presenta nuevas y modernas proporciones que van de la mano de una mayor versatilidad y muestra lo que la tecnología puede hacer posible en términos de diseño”.

Fiel a la herencia del diseño escandinavo, Concept Recharge adelanta el futuro lenguaje de la marca, llamado “menos pero mejor”. Por ejemplo, al eliminar la complejidad del motor de combustión interna, los diseñadores pudieron evolucionar las proporciones del automóvil para aumentar el espacio interior y mejorar la eficiencia aerodinámica. El resultado es un automóvil que ofrece soluciones realmente mejores para respaldar una vida familiar sostenible.

La primera generacion de vehículos eléctricos de Volvo comparte la infraestructura con los automóviles con motor de combustión, lo que requiere un equilibrio de proporciones y espacio para acomodar las baterías y un motor de combustión interna.

La próxima generación de automóviles completamente eléctricos de Volvo, contarán con una base tecnológica completamente nueva exclusivamente eléctrica, como se ve en el Concept Recharge.

Al quitar el motor y reemplazarlo con una batería se logra un suelo totalmente plano del vehículo, aumentando la distancia entre ejes y el tamaño de las ruedas del automóvil. El resultado es, mucho más espacio interior, incluida una gran área de almacenamiento entre los asientos delanteros, entre otras cosas.

En Concept Recharge, estos avances llevaron a los diseñadores a reposicionar los asientos, optimizar el perfil del techo y bajar el capó del automóvil, manteniendo el punto de vista elevado que adoran los conductores de automóviles como el Volvo XC40, XC60 y XC90. Este enfoque crea una eficiencia aerodinámica superior en comparación con un SUV normal lo que mejora el alcance.

Concept Car
Este concepto también cuenta con un nuevo lenguaje de diseño de Volvo. Continuando con el lema “menos pero mejor”, se han eliminado todos los elementos innecesarios del automóvil, y lo que queda, se maneja con un nivel de ejecución de alta precisión.

La tradicional rejilla frontal ha sido reemplazada por una estructura en forma de escudo, acompañada con una nueva interpretación de los faros ‘Martillo de Thor’ o ‘Thor’s Hammer’ de Volvo Cars. Las luces traseras verticales se conectan con la sólida herencia de diseño de la marca, pero se reinventan con un conjunto de alas que se extienden para mejorar aún más la aerodinámica.

Nuevo Diseño
El diseño de Volvo también adquiere una nueva forma en el Concept Recharge. El piso plano ofrece más espacio y una mejor posición de asiento para todos los ocupantes del automóvil.

Una gran pantalla táctil de 15 pulgadas es el núcleo de una nueva experiencia de usuario vinculada al sistema de infoentretenimiento de la próxima generación de vehículos de Volvo Cars. Diseñada para un uso lógico e intuitivo, la tecnología ayuda a brindar una experiencia serena y tranquila.

La última tecnología de infoentretenimiento va de la mano con otros sellos distintivos de la marca sueca: líneas limpias y uso de materiales sostenibles y naturales dentro del habitáculo.

“Dentro de Concept Recharge, creamos una sensación de sala de estar verdaderamente escandinava”, dijo Robin Page. “El interior integra nuestra última innovación de experiencia de usuario con materiales nobles, sostenibles y naturales. Cada elemento del interior es como una obra de arte y puede considerarse como un mueble individual en una habitación. Utilizamos las últimas tecnologías para enfocamos en los beneficios que pueden entregar a los usuarios”.

Por último, Concept Recharge también refleja las ambiciosas metas de seguridad de Volvo Cars para los próximos años. Un sensor LiDAR, construido por la empresa de tecnología Luminar, pilar fundamental del plan de Volvo Cars para la próxima era de conducción autónoma, se ubica en el techo para recopilar datos sobre el entorno alrededor del automóvil.

“Con Concept Recharge, continuamos impulsando los pilares del diseño de Volvo de una manera moderna y fresca a medida que avanzamos hacia nuestro futuro totalmente eléctrico”, concluyó Robin Page. “Representa todo lo que creemos que los clientes esperan de un Volvo 100% eléctrico, y estamos entusiasmados de llevar esa filosofía a nuestra próxima generación de automóviles”.