• La responsabilidad medioambiental es un pilar central y fundamental que atraviesa distintas iniciativas de las marcas, y está presente en todas las acciones que se impulsan desde diferentes aristas.

Toyota y Lexus se han convertido en marcas líderes en el mercado híbrido en todo el mundo. Ambas tienen una importante presencia en la venta de esta tecnología, debido a su gran line up de modelos. En Chile el grupo Toyota cuenta con 8 de cada 10 autos híbridos comercializados.

En este contexto, y como parte de la Responsabilidad Social Corporativa, es que nacen Bosque Toyota y Lexus Forest, que permiten tangibilizar el compromiso que se ha hecho por cuidar nuestro planeta, y por consecuencia nuestro país. Esta acción se basa en los clientes y toda su cadena de valor. Ambas marcas buscan dejar una huella, hacer las cosas bien y es por eso que se ha elegido como partner a Fundación Reforestemos, ya que tienen una trayectoria indiscutible en materia medioambiental y por consecuente se transforman en el aliado ideal para ejecutar esta iniciativa.

El compromiso de Toyota y Lexus es plantar un árbol nativo por cada híbrido vendido en Chile, los que serán establecidos en los proyectos de reforestación nativa que lleva a cabo la Fundación en la   zona centro sur y Patagonia, y plantados de forma virtual en nombre de cada cliente. La idea es tener al corto plazo una cantidad de 2.050 árboles plantados. Así es como El Bosque Toyota irá creciendo poco a poco, sumando a los clientes a la misión de dejar una huella positiva en el medioambiente, sumándose al Desafío 2050.

El Desafío 2050 que tiene Toyota a nivel global, incluye seis retos con los que reducir la huella de carbono hasta 2050. El objetivo final es contribuir positivamente a minimizar el impacto en los cambios medioambientales y ayudar a construir una sociedad sostenible con su entorno.

Toyota tiene por delante un gran desafío. El compromiso de la marca con el medioambiente es tremendamente ambicioso, como por ejemplo mejorar la calidad del aire. Hay una apuesta clara por la tecnología híbrida, respetuosa con nuestro entorno, y que permite disfrutar de una conducción única con todas las sensaciones de un motor gasolina, pero también con la energía limpia y ecológica de uno eléctrico.

Se suma a esta importante noticia, la extensión de la garantía en los vehículos híbridos, como una forma de potenciar los modelos y que los clientes tengan más beneficios al adquirir uno de estos. La extensión será de 8 años o 160.000 kilómetros, lo cual entrega mayor tranquilidad  a quienes estén pensando en tener un auto híbrido, además de ventajas como: dos motores que se complementan, que son amigables con el medioambiente, no necesitan una fuente externa de recarga, cuentan con un programa de reciclaje de baterías, y también un importante ahorro en las mantenciones ya que al incluir menos piezas de desgaste llevan a una disminución de gastos.

Estos vehículos están dirigidos a conductores que buscan reducir las emisiones contaminantes a la atmósfera, ahorrar combustible, , desplazarse silenciosamente en modo eléctrico y poder manejar los 365 días del año, sin restricciones. Además de un manejo bastante responsivo e intuitivo.

Todos estos atributos conllevan aportes muy relevantes para el medioambiente, algunos de ellos son, que a la fecha se han ahorrado más de 67 millones de toneladas de CO2 y se han dejado de consumir 75 millones de barriles de combustible, y eso es justamente lo que busca el Grupo Toyota, reducir elementos contaminantes, es de esto de lo que se nutren ambas marcas el día de hoy, una mejora continúa y preocupación por una sociedad más limpia.

Estas dos noticias son de suma importancia para Toyota y Lexus, puesto que son sus pilares fundamentales y van de la mano con sus valores y por lo que apuestan; construir un mundo mucho mejor para las nuevas generaciones.