Tras haber finalizado exitosamente el 2019 con ventas muy positivas, la marca Porsche cierra un gran año en Chile. Esta vez, el Macan y Cayenne, modelos que componen el segmento SUV de la marca de Stuttgart, encabezaron las ventas del periodo transformándose en el 84% de las transacciones totales de autos nuevos para la marca en el país.

“El año 2019 fue un periodo muy desafiante para nosotros y fue fundamental el trabajo del equipo para lograr posicionar cada uno de nuestros modelos. La consolidación del Cayenne como el SUV más grande de la marca, el estreno a principios del 2019 de la nueva Macan y la introducción del nuevo Cayenne Coupé como una atractiva alternativa en el segmento, fueron las claves para el posicionamiento de la marca en un mercado sumamente competitivo. Estos resultados nos dejan muy satisfechos y nos invitan a seguir mejorando día a día nuestro trabajo”, señaló Cristóbal Lüttecke, Gerente General de Porsche en Chile.

De esta manera, el estreno del nuevo Macan fue el gran responsable de las cifras positivas con un crecimiento de un 73.6% respecto al mismo periodo del año anterior. Macan sedujo a los clientes con argumentos como un renovado diseño, mejor performance y su incuestionable versatilidad y vocación deportiva.

Por su parte, tras finalizar el 2018 como líder en ventas, Cayenne logró extender su buen momento, volviendo a ser el modelo más vendido de la firma de Stuttgart. Las colocaciones del Cayenne para el 2019, representaron una participación total en las ventas del 44.6%.

El Cayenne de tercera generación es un modelo que fue diseñado como un vehículo que combina de manera inigualable el rendimiento típico de Porsche con todas las virtudes dinámicas. Por su parte, el nuevo Cayenne Coupé lleva todo este diseño y prestaciones al extremo con el refinamiento de su silueta y la inclusión de nuevos equipamientos para garantizar una experiencia de manejo mucho más emocionante.

Otra de las cifras a destacar fue la exitosa irrupción que tuvo la variante E – Hybrid de Cayenne, estrenada a fines del año 2018. La alternativa electrificada del SUV más reconocido de Porsche combina toda la potencia de un motor a combustión con la eficiencia de un propulsor eléctrico. Estos argumentos han permitido que en el 2019 las unidades comercializadas del modelo ecológico del SUV de mayor tamaño representen el 6% de las ventas totales del modelo.

De esta manera, las proyecciones de la marca para este 2020 apuntan a repetir el buen desempeño de sus tres variantes en el segmento SUV Premium. Con la expectativa de poder sumar nuevas versiones y configuraciones de equipamiento, Porsche espera tener un excelente desempeño en ventas, tanto del Macan, Cayenne y Cayenne Coupé, modelos que concentran buena parte de las unidades comercializadas por la marca en Chile.