• MG cuenta con una de las garantías más extensas del mercado, equivalente a 6 años o 120 mil kilómetros; por lo que desde la marca, entregan consejos de su importancia y cómo mantenerla.

Son varias las razones para comprarse un auto cero kilómetro. Más allá de disfrutar el olor a auto nuevo y la sensación de novedad, los noveles dueños y dueñas se evitan la preocupación de pensar en cómo se portaron los propietarios anteriores o si el vehículo va a salir con multas sorpresas a futuro.

A esto se suma la seguridad de contar con la garantía propia que traen los vehículos nuevos y que en términos simples tiene como finalidad asegurar las reparaciones o reemplazos de ciertas partes del modelo si es que llega a presentar algún malfuncionamiento, o incluso cambiar el vehículo o pedir la devolución del dinero. A continuación explicamos cómo funcionan y lo que hay que tener en cuenta de este resguardo legal.

En el caso de MG Motor, la marca ofrece una de las garantías más extensas del mercado con una duración de 72 meses equivalentes a 6 años o 120 mil kilómetros. Todos los automóviles nuevos (incluido su equipo y accesorios) que han sido importados o fabricados por SAIC Motor, dueño y fabricante de MG, y comercializado por un concesionario autorizado de la marca, están garantizados contra cualquier defecto de materiales, de partes o piezas del vehículo y de deficiencias en la fabricación, no así si es que sufren algún desperfecto a raíz de una eventual colisión.

Para el After Sales Manager, de SAIC Motor, Esteban Durán, “resulta útil en situaciones en que no se está preparado para pagar el costo de estos arreglos, especialmente si cuestan miles o incluso millones de pesos. Es por eso que en MG decidimos superar el periodo de garantía hace algún tiempo, por sobre el promedio, el cual ronda por los 3 años, para que de esa forma puedan vivir la experiencia de comodidad y seguridad totalmente, con una mayor duración”.

Sin embargo, para lograr que ese tiempo y la garantía propiamente tal se mantengan, es necesario que se realicen mantenimientos solo en servicios autorizados con mecánicos certificados.

“Como sucede para cualquier producto que se venda en el país, mantener las pautas de revisión con los servicios autorizados es clave, ya que los técnicos propios de las marcas siempre van a estar enterados de las últimas actualizaciones y se aseguran que quede todo bien. A veces pasa también que las personas les hacen algunas modificaciones a sus autos, agregándole piezas o cambiando algunos componentes, para dejarlos más a su gusto. No hay problema con eso, pero lo recomendable es hacerlo con repuestos originales de la marca, para no perder la garantía”, agrega el After Sales Manager de SAIC Motor.

Realizar un mantenimiento constante y responsable, entrega beneficios al rendimiento del vehículo, al igual que a su vida útil que la aumenta considerablemente, optimizando de esa forma sus funciones al 100% mediante el uso de repuestos genuinos y originales.