El mercado de autos usados se ajusta al nuevo escenario económico

  • En Autopia reconocen que han sabido adaptarse a la nueva realidad y avanzar junto al mercado.

El complejo escenario económico que enfrenta el país, con una inflación acumulada durante el presente año de un 8,5% y un Imacec que registró en julio un crecimiento de apenas el 1% según el último reporte del Banco Central, ha impactado fuertemente al mercado de autos usados. El que ha debido adaptarse a la nueva realidad y a un consumidor que de acuerdo al informe “Monitor de Inflación Global” de Ipsos, “cree que deberá retrasar decisiones de compras importantes como la adquisición de electrodomésticos, muebles, autos y viviendas”.

Lo que ha incidido directamente en las ventas de autos usados que en agosto bajaron un 35,8% con respecto al mismo mes del año pasado, totalizando 86.089 unidades, según las cifras entregadas por Cavem.

Sin embargo, desde Autopia afirman que han sabido adaptarse a las nuevas condiciones del mercado.

Si bien nos enfrentamos a un escenario complejo, con un mercado y precios que van a la baja, lo hemos sorteado de buena manera, gracias a que hicimos una buena lectura de la situación y ajustamos nuestros precios en los últimos meses, lo que nos permite ofrecer autos a valores accesibles para la gente. Lo que, a su vez, nos ha permitido superar una de las principales trabas actuales de la industria”, explica Rodrigo Saravia, gerente general de Autopia.

En este sentido, el ejecutivo destaca que durante los últimos dos meses en Autopia han logrado reducir los precios, lo que les ha permitido prácticamente mantener el mismo volumen de ventas de julio.

De esta manera, en el segmento de pasajeros –cuyas ventas cayeron un 10,4% durante agosto- se pueden encontrar modelos muy cotizados con valores inferiores a los que tenían hace dos meses, como es el caso de un Hyundai Accent año 2019 con 51.037 kilómetros, cuyo valor se redujo en un 16,8% hasta los $9.890.000.

Pero esta baja en los precios no se limita a ciertas unidades ni a este segmento en particular, sino que es transversal a todos los modelos y nichos, incluido el de los SUV – el de mayor crecimiento en los últimos cinco años y que en agosto sufrió una caída de apenas un 2,8%- gracias a lo cual se pueden encontrar modelos como el JAC JS2 2022 con 10.967 kilómetros a $9.890.000 (-19,5%) o un Suzuki Grand Nomade del 2019 con 27.500 kilómetros a $14.390.000 (-15,3%).

En cuanto a proyecciones para los próximos meses y el futuro precio de los autos usados, el ejecutivo aclara que aún existe mucha incertidumbre, por lo que es difícil adelantar lo que pasará en los próximos meses.

Aunque de todas formas señala que “debido a la alta volatilidad del dólar es muy probable que los precios de los autos nuevos sigan altos, por lo que el de los usados no se debería ajustar al nivel de los que había pre pandemia. Creo que hemos llegado a una especie de normalidad en este sentido, sobre todo considerando que ya se ha regularizado el stock de algunos vehículos nuevos”, comenta.

Eso sí, advierte que aún existen modelos que no han ajustado sus precios debido a que todavía no tienen disponibilidad inmediata, lo que debería suceder a medida que el stock de estos se vaya regularizando.

Para finalizar, Rodrigo Saravia añade que otro de los factores que los ha beneficiado es el hecho de que todos los autos comercializados por Autopia cuentan con el beneficio “Auto Garantizado”, a través del cual los compradores optan a un vehículo que ha sido absolutamente revisado por los expertos de Derco y que, entre otros beneficios,  tienen una garantía de seis meses y la oportunidad de hacer la devolución del modelo en caso de que el cliente no quede satisfecho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.